¿Por qué los sistemas ERP están migrando a la tecnología Cloud?

Rate this post

mejor_gestionLa gestión empresarial cambió para siempre con la aparición en el mercado de los sistemas ERP. Si en un principio era lo habitual usar un servidor local para albergarlos, ahora parece tener más utilidad el uso del Cloud Computing, que destaca por su adaptabilidad, para sacarle el máximo partido a este software. Comentamos los motivos de este cambio de tendencia en los siguientes apartados.

ERP alojado en un servidor

Era lo habitual hasta la fecha. Un servidor en la empresa almacenaba los datos y todo estaba bajo control. La escasa popularidad de la nube de Internet provocó, y provoca en algunos casos, que se pensara que esta era la única fórmula posible para conseguir la ansiada competitividad, pero todo cambió.

Motivos para migrar este software a la nube de Internet

Entre los más destacados podríamos citar los siguientes:

- El ahorro. Es el factor más importante. Mantener un servidor local, llevar a cabo su mantenimiento, disponer de un técnico que controle su funcionamiento y labores similares añadían el precio mensual por el uso de este servicio. En la nube, se paga una módica cantidad y es el proveedor de suERP en Chile el que se preocupa de resolver los posibles problemas técnicos que puedan surgir.

- El rendimiento. Si se instala un programa para gestionar una empresa, parece lógico deducir que la idea es tener acceso directo a cualquier dato en apenas segundos. Antes de migrar a la nube, solo se podía acceder a esta información si se estaba en la empresa. El cloud computing permite tener todos estos datos en un dispositivo móvil en apenas segundos.

- La escalabilidad y las actualizaciones. Para instalar una nueva versión en un servidor había que dejar de usar el sistema hasta que se realizara. En la nube, se puede seleccionar la hora de actualización y no perder ni un minuto de trabajo al tratarse de una tecnología eficiente. Además, resulta más fácil añadir personalizaciones y convertir la escalabilidad del ERP escogido en una de sus mayores virtudes.

- La reorganización de la plantilla de trabajadores. Los encargados de gestionar el servidor pueden hacer tareas mucho más efectivas y dedicar sus horas de trabajo a labores más productivas.

- El retorno de la inversión. Se produce en mucho menos tiempo que si se usa un servidor lo que repercute, directamente, en la posibilidad de conseguir más beneficios económicos y en sacarle el máximo partido al software elegido.

- La seguridad. Aunque los más temerosos indiquen lo contrario, vulnerar la seguridad de un servidor local es mucho más sencillo que lograr el mismo objetivo en la nube de Internet. Todos los datos de la empresa estarán encriptados y siempre se ofrece una copia de seguridad para evitar que su compañía se vea forzada a cesar su actividad por un ataque informático.

- La productividad. Cualquier empleado puede conocer lo que está sucediendo en su departamento en tiempo real. La accesibilidad es absoluta y repercute, de forma directa, en el nivel de beneficios de la empresa al usar el tiempo de trabajo para labores realmente importantes y no para hacer revisiones técnicas continuas del servidor local.

Flexibilidad y beneficios de alojar un ERP en la nube de Internet

Una compañía ha de ser siempre flexible para poder adaptarse a todo tipo de cambios. Su sistema de gestión también ha de tener estas características para conseguir así mejorar los resultados empresariales. El tiempo de los programas fijos, inamovibles y difíciles de modificar ha quedado atrás.

Además, contando con el apoyo del cloud computing resulta más sencillo acceder a todo tipo de novedades que bien pueden convertirse en una nueva oportunidad para mejorar su fiabilidad y para personalizar al máximo su ERP. La nube de Internet ha dejado de ser, afortunadamente, un problema para convertirse en una solución tan práctica como irrechazable.

Será, por lo tanto, el encargado de gestionar este programa el que decida si lleva a cabo, o no, una migración que repercutirá directamente en reducir los gastos de la empresa y en aumentar los beneficios de la misma así como su competitividad. Todo sea por amoldarse a los tiempos que corren y por superar a su competencia más directa gracias a su adaptabilidad y a su capacidad de cambiar el rumbo de su negocio.

 

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario